Iniciar Sesión

Qué significa Sugar Daddy

cómo conseguir sugar daddy

Conseguir al Sugar Daddy Ideal

Conoce a los sugar daddies generosos y verificados. Únete a la mejor página de citas para conseguir tu sugar daddy y tener una relación romántica e inolvidable.

Qué significa Sugar Baby

cómo conseguir sugar baby

Conseguir al Sugar Baby Ideal

Conoce a los sugar babies atractivas y preciosas. Únete ahora y disfruta de una relación ideal con la compañía y cariño.

Tabla de Contenidos

¿Elegir o Evitar? — Todos los secretos del Fetichismo

Seguro has escuchado esta palabra en más de una ocasión, ahora bien, ¿realmente sabes lo que es un fetiche? Descubre los secretos del fetichismo aquí.

Leonardo | Actualizado:

El siglo XXI suele catalogarse como una era progresista. Es un período histórico a lo largo del cual se han logrado derribar muchos estereotipos, concepciones erradas y creencias obsoletas. Aún así, para nadie es un secreto que nuestra sociedad todavía se aferra a muchos tabúes.

Sin duda alguna, el fetichismo es uno de esos temas que en pleno 2023 todavía generan polémica y controversia. El desconocimiento y la generalización han creado una cortina de humo alrededor del fetiche, un sesgo que nos impide analizar el tema con objetividad.

Con este artículo no buscamos incitar a nadie a adoptar un estilo de vida fetichista. Simplemente queremos proveer información ecuánime y verídica para que nuestros lectores puedan formarse su propia idea de lo que es fetiche.

Qué es fetiche

El fetichismo tiene varias capas y es mucho más común de lo que podrías llegar a creer. De hecho, un gran porcentaje de la población mundial presenta uno u otro tipo de fetiche. Por otro lado, el fetichismo no necesariamente está ligado al ámbito sexual. A continuación, te explicamos qué es fetiche y te contamos un poco acerca de la historia detrás de este curioso vocablo.

 

¿Qué es fetiche? — Significado y origen

A menudo el fetiche tiende a ser visto como algo reprochable, una desviación en la conducta sexual de un individuo. El fetichismo en la mayoría de sus variantes está sujeto a la censura y los prejuicios de agentes externos y mal informados. No obstante, en realidad ¿qué es un fetiche?

La palabra fetiche tal y como la conocemos hoy en día ha sido adoptada por múltiples idiomas. De acuerdo a varios estudios etimológicos, “fetiche” viene del portugués “feitiço”, que significa “hechizo”. Este curioso vocablo llegó primero a Francia como “fetiche” y luego a Inglaterra y otros países de habla inglesa como “fetish”. Sin embargo, no fue sino hasta principios del siglo XX que fetiche y fetichismo adquirieron un concepto de índole sexual.

Fue el padre del psicoanálisis, Sigmund Freud, quien comenzó a utilizar ambos términos para describir las predilecciones de algunos de sus pacientes. Freud enfocó de esta manera un extenso número de particularidades ligadas a las preferencias sexuales de varios individuos. Es por ello que, en la actualidad, una de las acepciones que se le da a la palabra fetiche es la siguiente:

“Una fijación hacia algún objeto, prenda, parte del cuerpo o actividad como fuente de deseo o excitación”. Contrario a la opinión general, el fetichismo es un fenómeno cognitivo-conductual bastante común. De hecho, muchos sexólogos hacen hincapié en que existen diferentes grados de fetichismo.

¿Qué es un fetiche sexual?

Vale, ya conoces el significado de fetiche y tienes un mejor entendimiento de qué es un fetiche. Específicamente dentro del contexto sexual, un fetiche podría ser cualquier predilección que se considere “inusual”. Esto puede ir desde cosillas tan sencillas como el fetiche de pies hasta fantasías más elaboradas como el bondage.

Como ves, bajo la etiqueta de “fetiche” se encuentra un amplio y variado repertorio. Debido al tabú que rodea a este tema, hay un gran área gris entre qué es y qué no es un fetiche sexual. Dicho esto, existen una serie de prácticas y preferencias sexuales comúnmente denominadas como fetiches que enlistamos a continuación.

Tipos de fetiche

Con el objetivo de delimitar el terreno, los diferentes tipos de fetiches suelen dividirse en tres categorías: fetiches corporales, fetiches vinculados a objetos inanimados y fetiches situacionales o de trato.

Los fetiches corporales son de los más comunes, y denotan una fijación con partes muy específicas del cuerpo. Más arriba mencionamos uno de los más populares, el fetichismo de pies. No obstante, algunas personas desarrollan una fascinación por las manos, el cuello, las orejas o cualquier otra área o característica corporal.

Los kinks o fetiches relacionados a un objeto son un poco menos conocidos, pero siguen siendo fetiches muy normales. Hay quienes experimentan placer al vestirse a sí mismos o a sus parejas de látex. Así mismo, muchos individuos se sienten estimulados por ciertas clases de calzado o prendas particulares.

Por último, los kinks situacionales o de trato son el tipo de fetiche más elaborado. De hecho, pueden llegar a involucrar algunos de los fetiches antes mencionados. En este caso, la persona deriva placer de mecánicas interpersonales muy específicas. Las prácticas sadomasoquistas son probablemente las más conocidas dentro de esta categoría.

Aquí tenemos una plataforma más conocida exclusivamente para la comunidad fetichista: FetLife.

Ejemplos de fetiches más comunes

Juguetes Sexuales

Los juguetes sexuales y otros objetos inanimados son una fuente alternativa de placer muy popular. Muchas parejas e individuos acaban incorporando este fetiche a sus vidas sexuales.

Juegos de Rol

Hablando de fetiches normales, los juegos de rol son una de esas fantasías eróticas que la mayoría ha experimentado alguna vez en su vida. Los juegos de rol son extremadamente comunes y pueden llegar a ser muy satisfactorios.

En este caso, los involucrados pretenden ser un personaje ficticio o interpretan un alter ego que no necesariamente se corresponde con su verdadera personalidad. Esta práctica puede aportar variedad y ayudar a revivir la chispa de una relación.

Látex y Otros Materiales

Como mencionamos más arriba, el látex, la goma y otras telas y materiales pueden tener un efecto estimulante en algunas personas. Por lo general, quienes practican esta clase de fetiches asocian estos materiales con experiencias placenteras que han tenido en el pasado.

BDSM

El BDSM es en realidad un conglomerado de prácticas y fetiches sexuales, al igual que un estilo de vida. Las siglas BDSM nacen a raíz de la combinación de los términos bondage, disciplina, dominación, sadismo y masoquismo. No existe una sóla manera de incursionar en el mundo BDSM. 

Las fantasías BDSM son fetiches muy elaborados que a menudo involucran roles muy bien definidos. En este contexto, la figura dominante suele llamarse “Maestro” o “Amo” y el individuo sumiso recibe el título de “Mascota” o “Esclavo”.

Partes del Cuerpo

Las fijaciones con ciertas partes del cuerpo son extremadamente comunes y variadas. Aparte del fetiche de pies, hay quienes desarrollan una predilección por cualquier otra zona que te puedas imaginar. Este tipo de fetiches presentan diferentes grados y por lo general no interfieren de manera negativa en el acto sexual.

Fetiche de pies

Lee también: >> ¿Cómo vender fotos de mis pies?  <<

Fetichismo: ¿elegir o evitar?

Algunos terapeutas especializados en el estudio de la conducta sexual todavía consideran el fetichismo como una parafilia. De hecho, existe un debate dentro de la misma comunidad psiquiátrica y psicológica con respecto a este tema. Muchos expertos argumentan que la literatura existente con respecto al tema es inconclusa. Y que algunas de las preferencias sexuales actualmente consideradas como parafilias no deberían figurar en los manuales de diagnóstico.

Ante un asunto tan controversial, el mejor consenso al que se ha podido llegar es el siguiente: siempre y cuando el denominado “fetiche” no dañe a ninguno de los involucrados, no hay por qué alarmarse o intentar corregirlo.

Lo cierto es que cada individuo experimenta su propia sexualidad de una manera única y particular. Varias de las predilecciones que se consideran fetiches son en realidad bastante comunes. La clave para saber qué conductas son apropiadas y cuáles no es simple. Pregúntate, ¿esto atenta contra el bienestar físico o mental de una persona?

Si la respuesta es afirmativa, se trata de algo que deberías evitar. Por el contrario, si el fetiche en cuestión no le hace daño a nadie ¿por qué no disfrutarlo?

¿En qué tipo de relaciones pueden haber fetiches?

Un aspecto primordial de los fetiches que nunca debes perder de vista es que el consenso y la comunicación son innegociables. Sin importar el tipo de relación de la cual formes parte, debes asegurarte de que tanto tú como todos los involucrados se encuentran en la misma página. Una vez aclarado este punto, he aquí algunos modelos de relación que abren cabida a los fetiches.

BDSM

Las relaciones BDSM están intrínsecamente cimentadas en el fetichismo, tanto así que el BDSM ha llegado a ser considerado como una subcultura. Por supuesto, este mundo tiene sus complicaciones. Las reglas bajo del BDSM pueden llegar a ser más estrictas de lo que crees. Como en cualquier otra relación, las claves del éxito son la sinceridad y la comunicación.

Significado de fetiche

Relaciones Abiertas

Las relaciones abiertas son un modelo basado en la poligamia, con reglas y características que varían dependiendo de los involucrados. En algunos casos, se trata de romances casuales entre individuos sin ningún interés en la monogamia o la exclusividad. También existen matrimonios que permiten las relaciones sexuales fuera de la pareja bajo ciertos términos.

Puesto que este tipo de relaciones suelen ser más permisivas en el ámbito sexual, la adopción de fetiches es menos compleja. Por lo general, los miembros de una relación abierta están más dispuestos a experimentar.

Sugar Relationship

Las relaciones azucaradas o sugar relationships son un acuerdo de pareja que puede resultar muy beneficioso para ambas partes. La ventaja del sugar dating es que los involucrados saben muy bien lo que quieren y no se andan con rodeos. No todas las relaciones azucaradas se traducen en sexo. Sin embargo, este podría llegar a ser un aspecto de la relación.

Las sugar relationships transgreden los límites de lo socialmente aceptado. Por esta razón, los interesados en esta clase de acuerdos tienden a mantenerse un poco más abiertos. Una relación azucarada podría dar cabida a la experimentación y la práctica de fetiches. 

La Mejor Página de Citas para Sugar Daddy, Baby, Boy y Mommy
  • Perfiles ilimitados para conocer sugar baby, sugar daddy y mommy
  • Gran base mundial de usuarios activos y mensajes instantáneos
  • Fácil usar con la seguridad garantizada por la censura estricta

¿Cómo disfrutar los fetiches sin miedo ni riesgo con tu pareja?

Reiterando lo dicho un poco más arriba, la clave para disfrutar los fetiches de manera sana y responsable es la comunicación. Mantener una comunicación profunda y transparente con tu pareja es el primer paso que debes tomar antes de incursionar en cualquier actividad fetichista. Otras medidas importantes son:

  • Identifica el o los fetiches que llaman tu atención, investiga y exploralos en solitario antes de involucrar a tu pareja.
  • Habla abiertamente con tu pareja, explícale en qué consiste tu fetiche y pregúntale si estaría dispuesta a probar. ¿Te dio una respuesta negativa? Respeta su decisión.
  • Si tu pareja accede a experimentar contigo vayan despacio e implementen palabras de seguridad. Una palabra de seguridad es de especial importancia dentro del mundo del BDSM y otras prácticas fetichistas.
  • ¿Es tu compañero o compañera quien expresa interés en algún fetiche? Ten presente que no tienes la obligación de hacer nada que te incomode. Por otro lado, recuerda que está bien probar cosas nuevas.
  • Si un fetiche atenta contra la integridad de cualquier individuo lo mejor es evitarlo y buscar ayuda profesional.
  • Usa la protección pertinente y no olvides hacerte un chequeo médico de manera periódica.ç
  • La idea es que todos los involucrados se la pasen bien. Por ello, debes asegurarte de que cada individuo está a gusto y satisfecho.

Tipos de fetiche

Conclusión

Ahora ya sabes qué es fetiche y cuáles son los tipos de fetiches. Esperamos que este artículo te haya brindado una perspectiva un poco más amplia con respecto al fetichismo. Como mencionamos al principio, la idea es que tú te formes tu propia opinión. Sólo ten presente que cada individuo tiene el derecho a disfrutar de su sexualidad a su manera. Eso sí, siempre y cuando esto no lastime a nadie más.

Existen muchísimas formas de obtener placer y gratificación. Nadie tiene por qué sentir vergüenza por querer experimentar cosas nuevas, ¿no te parece? La mayoría de fetiches son normales y no representan ningún riesgo, y en SugarDaddySeek hemos querido evidenciarlo. Creemos que el tabú sólo causa temor e insatisfacción. El nuestro es un mensaje de amor, libertad, confianza y aceptación.
Y un poquito de diversión, ¿por qué no?

Sobre el Autor
Leonardo

Leonardo es redactor especialita de SugarDaddySeek. Lleva un tiempo escribiendo sobre tecnología y multimedios, especialmente sobre las apps y páginas de citas. Siempre está aprendiendo las novedades en el ámbito.

También Te Puede Interesar
Tips para Citas de Sugar

Xvideos Sugar Baby - Tu mayor placer está aquí

En Xvideos conocemos a varias Sugar Babies y en este artículo te ofrecemos algunas formas de conocerlas personalmente. Vamos a ver cómo ver los videos xxx y conseguir las sugar babies sexies.

Cómo Conseguir Sugar Daddy

Grupo de WhatsApp Sugar Baby - Más consejos sobre sugar dating

¿Cómo y dónde encontrar los grupos de WhatsApp de sugar baby? ¿Hay algún consejo o regla que necesites saber? ¡Lee este artículo y encontrarás la respuesta!

Tips para Citas de Sugar

12 Formas sencillas para saber si le gustas a alguien [Comprobadas]

¿Te estás enamorando de alguien y quieres saber si le gustas? ¿Cómo saber si a alguien le gustas? Aquí tienes 12 formas para saber si le gustas a alguien.